¿Es necesario tomar leche?

La leche es un alimento básico en la alimentación de los niños, pero muy debatido en la nutrición de los adultos. Dicen que el ser humano es el único animal mamífero que toma leche en la edad adulta. Entonces, ¿es necesario tomar leche? La leche es un producto adecuado en una alimentación equilibrada, pero no hay ningún alimento imprescindible para tener buena salud. Podemos cubrir las necesidades de calcio diarias a través de otros alimentos sin necesidad de tomar lácteos.

Introducción

El hecho de que algunas personas les siente mal la leche o las motivaciones ajenas a la salud que hay para evitar el consumo, ha propiciado que algunas corrientes alaguen que la leche no está diseñada para humanos o que no deberíamos tomar leche porqué somos el único mamífero que la toma como adultos. Los animales no toman leche tras el destete porque no tienen acceso a ella, por lo que es un tema de disponibilidad. Lo de no está diseñada para los humanos es un argumento usado por personas que defienden su no consumo desde un punto de vista irracional. No es necesario llegar a extremos ilógicos de no consumir leche, ya que hay argumentos suficientes para debatir en salud, sostenibilidad o ética animal.

¿Es necesario tomar leche?

Composición nutricional de la leche

La leche es un alimento completo y equilibrado, ya que proporciona un elevado contenido de nutrientes (proteínas, carbohidratos, grasas, vitaminas y minerales).

Carbohidratos

El componente principal de la leche es la lactosa, un azúcar compuesto por glucosa y galactosa. Para poder digerirla en nuestro intestino necesitamos la enzima lactasa. Existen personas que son intolerantes a la lactosa, ya sea porqué han nacido sin esta enzima o porqué la digieren mal debido a su escaso consumo. Esto último pasa sobre todo cuando nos hacemos mayores, porqué nuestro intestino sintetiza menos lactasa y entonces asimilamos peor la lactosa. Pero no a todas las personas les pasa, les sentará peor a las que tienen un consumo bajo o escaso de lactosa. En cambio, no habrá ningún problema para aquellas personas que la consumen con regularidad porqué la asimilaran mejor. Por lo tanto, podemos decir que, a mayor consumo de lactosa, mejor tolerancia. De lo contrario, si reducimos o evitamos su consumo, podemos disminuir la actividad de nuestra lactasa y, como consecuencia, que nos siente mal la lactosa cuando la queramos consumir.

Proteínas

La leche, junto a otros lácteos como el yogur y el queso, contiene proteínas de alto valor biológico ya que comprende una proporción de aminoácidos muy buena. Esto hace que los lácteos representen una fuente de proteínas de alta calidad.

Grasas

La leche contiene grasas, especialmente ácidos grasos saturados. Sin embargo, la cantidad es mínima y no provoca un exceso de calorías, por lo que no es necesario optar por lácteos desnatados. Sino lo contrario, estas grasas son buenas y nos sacian.

Minerales

Otro componente principal de la leche es el calcio. Sin embargo, se puede obtener calcio a partir de alimentos de origen vegetal, como los frutos secos, las legumbres, las semillas y las verduras. Es cierto que la disponibilidad del calcio vegetal no es tan elevada como en los lácteos, pero esto no implica ningún problema para la salud ósea ni para cubrir las necesidades de calcio. No se ha visto mayor prevalencia de fracturas ni osteoporosis en aquellas personas que no consumen lácteos.

¿Es necesario tomar leche?

Para responder a la pregunta de si es necesario tomar leche, hay que tener en cuenta varios factores y utilizar la lógica. 

¿Puedo seguir tomando leche si me sienta mal?

Es verdad que hemos dicho que la leche es un alimento completo a nivel nutricional pero no tiene ningún sentido tomar lactosa si nos sienta mal porqué si no sufriremos problemas gastrointestinales. Por lo tanto, en el caso de intolerancia a la lactosa y siempre que quieras seguir tomando lácteos, puedes utilizar las opciones de lácteos sin lactosa. También existen las bebidas vegetales las cuales son un sustituto a la leche de vaca. La más parecida nutricionalmente es la bebida de soja, pero se puede tomar cualquier tipo siempre y cuando sea sin azúcares añadidos y con calcio y vitamina D agregados.

¿Puedo seguir tomando leche si me sienta bien?

Cabe decir que, si la leche nos sienta bien y la digerimos correctamente, es innecesario eliminar la lactosa. En este caso, tendremos que tener en cuenta que la leche se incluye dentro del grupo de alimentos de los lácteos y su recomendación nutricional es de 2 a 3 raciones al día. Otro dato importante es tomarla de manera saludable, sin acompañada de azúcar, galletas o cereales de desayuno azucarados. Sin embargo, cabe decir que los derivados fermentados como el yogur, el kéfir y el queso son mejores que la leche porqué la calidad de los nutrientes es mejor. Además, hay que priorizar los lácteos enteros frente a los desnatados, porqué la grasa nos aporta saciedad y la cantidad de calorías no nos producirá un exceso de peso ni otros problemas para la salud. Sino lo contrario, al reducir la grasa perdemos calcio, vitamina A y D.

¿Es obligatorio tomar leche?

Ya hemos dicho que no es imprescindible ni tomar leche ni otros lácteos ya que las necesidades nutricionales de calcio y otros nutrientes se pueden cubrir a partir de otros alimentos de origen vegetal como legumbres, semillas, frutos secos y verduras.

¡Sal de dudas y descubre la verdad sobre otros mitos de la alimentación en otras entradas del blog!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *